Fisiopilates

Hoy en día, muchas de las formaciones de Pilates en general carecen de criterios técnicos y científicos que la experiencia y conocimientos clínicos de profesionales altamente especializados son capaces de aportar. La combinación de los beneficios del Pilates con la experiencia de la fisioterapia garantiza la seguridad de realizar un ejercicio sin riesgos, alcanzando la salud y el equilibrio del cuerpo.

Cada persona, cada cuerpo es único, y por eso como fisioterapeutas entendemos que cada paciente debe aprender a moverse de acuerdo con su naturaleza, limitaciones y potencialidades. El Fisiopilates es una manera segura y sana de practicar Pilates, aplicada por personal sanitario cualificado.

El método de Pilates moderno ha ganado en calidad y especificidad al ser aplicado por profesionales con conocimiento de base en anatomía, fisiología y fisiopatología, transformándose en una herramienta potente en la rehabilitación de disfunciones física y en el mantenimiento de la fuerza muscular funcional, el equilibrio y armonía física.

Es la herramienta de rehabilitación y reeducación neuromotriz idónea desde que se ha adaptado para respetar la fisiología corporal. Los principios del método original se han actualizado de acuerdo con los últimos descubrimientos neuromotrices en lo que concierne a las cadenas musculares y su funcionamiento fisiológico. El Fisiopilates es un Pilates funcional que potencia las capacidades individuales de cada cuerpo y corrige los desequilibrios estáticos y dinámicos.

BENEFICIOS DEL MÉTODO:

El método Pilates promueve la completa coordinación entre cuerpo, mente y espíritu a través de ejercicios corporales de estiramiento y fortalecimiento muscular. Las sesiones han de estar supervisadas para garantizar la aplicación plena de los principios durante toda la ejecución del movimiento. Se busca la precisión para lograr el beneficio máximo.

  • Alivio de dolores
  • Mejoría de la postura estática y dinámica
  • Mejoría de la consciencia, flexibilidad, equilibrio corporal
  • Reeducación de malos hábitos/patrones de movimiento corporal
  • Reeducación de la respiración
  • Ajuste en las cadenas musculares
  • Fortalecimiento de la musculatura (sobre todo del “CORE”  – la erectora de la columna, suelo pélvico y abdominal)
  • Disminución del stress
  • Bienestar corporal y desarrollo de un cuerpo sano y una mente más tranquila
  • Un cuerpo más fuerte y flexible y una figura más estilizada